Belleza

Claves para maquillar la piel madura según Diana Henao

Claves para maquillar la piel madura según Diana Henao

Conoce cómo realzar tus rasgos y atenuar los signos de la edad.


Cuando se pasa la barrera de los 45 años, y según los cuidados que se hayan tenido durante los años previos, la piel de la mujer puede mostrar ciertos signos del paso del tiempo que no es tan fácil disimular. Esto es especialmente difícil si una pretende valerse de los mismos trucos de maquillaje que utilizaba cuando era más joven.



Por eso, Diana Henao nos cuenta qué cuáles son las claves a tener en cuenta para disimular las arrugas de forma natural, atenuar los problemas de flacidez, realzar la mirada e iluminar el rostro en la edad madura:





Primero hidratar: Diana resalta la importancia de este paso en las pieles maduras y advierte que lo ideal es dejar pasar el tiempo suficiente para que la crema hidratante se asiente correctamente en la tez antes de aplicar la base, que debe ser de textura ligera para no sobrecargar el rostro.



Aplicar corrector: después de aplicar la base en todo el rostro, es momento de atenuar bolsas y arrugas profundas mediante el uso de un corrector dos tonos más claros que el de la base. Para las ojeras, es conveniente usar precorrectores con color: naranja para las azuladas; amarillo para las moradas y verde para las rosáceas.



Para corregir las arrugas es importante aplicar el corrector sobre el contorno de la nariz, los surcos nasogenianos y las líneas que suelen aparecer sobre el labio superior. No olvides difuminar bien usando la yema de tus dedos.



Marcar los contornos: el maquillaje de contorno resulta esencial para devolverle al rostro el volumen que va perdiendo con los años, como por ejemplo, en la zona de los pómulos. Otra gran utilidad tiene que ver con disimular el doble mentón; aplicando el contorno sobre el final de la barbilla y difuminándolo bien, se logra un efecto perfecto que enmarca y afina el rostro.



Realzar la mirada: Diana destaca la importancia de mezclar sombras oscuras y claras para lograrlo. Además, advierte sobre el riesgo de usar sombras demasiado brillantes, que resalten las arrugas del contorno de ojos. 



Con sombras oscuras, se debe marcar el pliegue descendente del párpado. Mientras que con las claras se debe formar una línea imaginaria en forma de “V” hacia la parte externa del párpado, que luego debe difuminarse bien. También se puede aplicar un punto de luz en la zona del lagrimal para iluminar la mirada.



Delinear los labios: en este punto, Diana aclara que es necesario utilizar un perfilador para definir el contorno del labio superior, que tiende a desdibujarse con la edad. Es importante elegir un delineador del mismo tono que el labial para rellenar todo el labio y fijar el color. Así, se evita que el maquillaje se pierda con el paso de las horas.



Con estos consejos, estarás lista para lucir tu piel madura sin complejos. ¡No dejes de probarlos!


ENVÍE SU COMENTARIO

Para poder enviar su comentario, debe iniciar sesión en nuestro sitio. ¿Aun no está registrado? Puede hacerlo fácilmente y de forma gratuita.
Aun no se han publicado comentarios.