Bienestar

Cómo hacer Home-Office y disminuir el estrés

Cómo hacer Home-Office y disminuir el estrés

¿Tu sueño era trabajar desde tu casa, pero luego te diste cuenta que no era tan ideal como lo soñabas? Estos consejos seguramente te ayudarán a encontrar el punto medio, organizando mejor tu vida privada y laboral al mismo tiempo:


1. Oficina Móvil



Asigna un lugar específico para colocar TODO lo referido a tu trabajo. Esto te ayudará a no tener tus pertenencias laborales desplegadas por toda la casa y, por lo tanto, que no sientas que debes trabajar todo el día. Si bien puedes ir moviéndote con tu notebook, es bueno que los papeles, planillas, útiles, etc., estén todos juntos y organizados en un solo lugar.



2. Lunch Time



A la hora de comer, SÓLO DEBES COMER. Estar mucho tiempo en casa, a solas y frente a la computadora, conduce a que generalmente comamos mal, de más, sin consciencia, sin masticar y sin darnos cuenta de lo que comiste. Tomate el momento del almuerzo para descansar, respirar profundo y conectarte con la no-actividad -para generar mayor actividad luego-.



3. Agenda y Horarios



¡Este consejo es el que más cuesta! Si no existen horarios, nos dispersamos fácilmente o que nos desbalanceemos trabajando pocas horas un día y, al día siguiente, el día entero. Lo mejor es establecer horarios en tu agenda dedicados únicamente al trabajo y otras horas de ocio, para estar en familia, hacer deporte, etc. Es fundamental reconocer cuáles son tus momentos más productivos.



4. Sillón Enemigo



El sillón y los asientos para descansar, en general, no son aptos para trabajar por la postura que adoptas. Para cuidar tu columna, tu cuello y tus hombros, lo mejor es comprar una buena silla de oficina para sentarte y mantener una buena posición frente a la computadora. Además, es altamente aconsejable que adquirieras un mouse map con almohadilla, aliado #1 de tu muñeca.



5. Cuerpo en Movimiento



Hacer ejercicio a diario, tomar mini-recreos para estirar -flexibilizando así tu columna-, elevar las piernas contra una pared por la noche, tomarse el tiempo para respirar y meditar, te ayudarán a que toda la carga que provoca el estrés laboral sea más liviana de llevar.



Sin duda, estos consejos aplicados junto a las rutinas de Cuerpo en Armonía te ayudarán a encontrar el equilibrio perfecto, disminuyendo la ansiedad y teniendo una vida mucho más plena.



Ahora, ¡a trabajar se ha dicho!



Besos,



Luana Hervier



 


ENVÍE SU COMENTARIO

Para poder enviar su comentario, debe iniciar sesión en nuestro sitio. ¿Aun no está registrado? Puede hacerlo fácilmente y de forma gratuita.
Aun no se han publicado comentarios.